¿Cuál es la temperatura ideal para el aire acondicionado?

Cuál es el rango de temperatura recomendada para el aire acondicionado, ya sea de cuarto, sala u oficina?.

El ajuste ideal para tu aire acondicionado depende de tus prioridades. Mientras más alto ajustes el termostato en verano, menos será lo que gastes en electricidad, por lo que si tu primera prioridad es ahorrar, escoger temperaturas más altas es lo que te sirve más. Sin embargo, si tu primera prioridad es mantener la comodidad debes querer mantener la temperatura más baja, incluso si al hacer esto gastas más dinero. En lo que se refiere al gasto de electricidad y el uso del sistema de aire acondicionado, mientras más cálido mantengas tu hogar mejor.

1.

Ajusta el termostato en 25°C, que es lo recomendado por Energy Star de lo más fresco que deberías mantener tu hogar. Ve si esta temperatura te es cómoda, o si crees que puedes soportar que tu casa esté algunos grados más calurosa.

2.

Aumenta la temperatura si quieres hacerlo. Sube un grado a la vez hasta que encuentres la temperatura más cálida que te resulta cómoda. Utiliza este ajuste para la horas cuando estés en casa y despierto.

3.

Disminuye la temperatura de un grado a la vez si 25°C es demasiado cálido para ti, hasta que encuentres una temperatura agradable. Ten en consideración que cada grado que bajas aumentará gastos en tu cuenta de electricidad.

4.

Aumenta la temperatura al menos en 7 grados cuando la casa esté vacía. Si no tienes mascotas, puedes ajustar el termostato incluso más alto para ahorrar más energía.

5.

Ajusta el termostato en al menos 4° más que la temperatura base cuando tú y tú familia vayan a dormir. La mayoría de las personas pueden dormir cómodamente en una habitación cálida. Si consideras que no puedes hacerlo, baja el termostato a los niveles que tiene durante el día.

Consejo:

Si tienes ventilador de techo, cuando esté encendido puedes aumentar el termostato en 5° o más mientras estés en la habitación. Estos ventiladores no enfrían el aire de la habitación, pero producen un enfriamiento en el viento que te mantiene cómodo con temperaturas más altas. Recuerda apagar estos ventiladores cuando dejes la habitación. Sin alguien que sienta la brisa no tiene ningún efecto y solo significarían un gasto energético.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *